Tejer en Comunidad

Tejer en Comunidad
El proceso de aprender a tejer no siempre es fácil… algunas aprendimos cuando éramos chicas, otras tratamos de aprender en el colegio, lo odiamos ahí y después lo re-tomamos felices, otras tuvimos que re-aprender y otras sencillamente comenzamos cuando ya éramos más grandes, sin que nadie nos enseñara cuando chicas. ¡Muchas recordamos ese día en que por fin nos resultó tejer! Y otras sentimos que es algo que hemos sabido hacer hace tanto tiempo que no nos acordamos cuándo empezamos.
Sin duda ese momento de estar solas tejiendo, escuchando música o viendo una serie es algo que todas atesoramos. Pero siento que cuando más disfruto tejer… es cuando lo hago acompañada. Para mí, poder sentarme a tejer con mi mamá o con mi hermana y mientras hablamos de una infinidad de cosas no relacionadas al tejido, conversamos de lo que estamos tejiendo, de lo fácil o difícil, de lo que no nos resultó y tuvimos que deshacer y de las cosas nuevas que hemos aprendido con ese nuevo proyecto (porque siempre o aprendemos algo nuevo o mejoramos algo que ya hacíamos). Y eso me pasa también con mis primas y amigas que tejen y por sobre todo con esas amigas que no sabían tejer y que tímidamente preguntaron si podían aprender y van de a poco tomando confianza.
Ese momento de tejer en comunidad es único y me encanta porque se da una especie de hermandad en donde algunas estamos aprendiendo y otras enseñando. Donde logramos resolver dudas que van apareciendo en el minuto o que teníamos hace algún tiempo. Y, lo más importante… ese momento preciso en que entre todas nos damos ánimo! Sobre todo, darles ánimo a aquellas “primerizas” que no saben tejer o que llevan muy poco haciéndolo. Que no están seguras de por dónde tomar el tejido, qué hacer cuando se les caen los puntos y cómo saber cuándo tejer derecho o revés y que están un poco complicadas desde urdir en adelante. A mí me encanta enseñar y siento que ese momento en el que tejemos juntas, volvemos a re-aprender y a enseñar. Para mí es mágico y reconfortante poder ayudar a que todas veamos que sí se puede, que pueden tejer! Primero un cuadradito, después una bufanda, después Jacquard, después atreverse con proyectos más difíciles como un sweater.
He pensado mucho en cómo poder ayudar a que todas podamos tener ese momento de tejer en comunidad. Y en cómo ayudarlas a ustedes a que puedan tejer con sus amigas, primas, hermanas, etc. Y creo que la mejor manera es tratar de ayudar a quienes están comenzando en este camino de tejer y a aquellas que sienten que el tejido no es para ellas. Y es por eso que hoy la invitación es a que motivemos a quienes nos rodean a tejer con nosotras. ¿Y cómo hacemos eso? Yo quiero aportar con un mini granito de arena haciendo una clase gratuita para enseñar a tejer. Esa clase va a estar dirigida principalmente para aquellas personas que no saben urdir, ni tejer derecho o revés y que quieren aprender. A las que sienten que tal vez sus dudas son “tontas” o “básicas” y que “nunca van a poder tejer”
¿Dónde? ¿Cuándo? ¿Cómo? El próximo miércoles 6 de octubre, a las 20:00hrs de Chile haré un vivo en mi cuenta de Instagram en el que enseñaremos a tejer. Quise hacer un vivo para poder ir respondiendo ahí mismo todas las dudas de quienes están comenzando porque creo que aprender en vivo y en directo y acompañándonos entre todas es la mejor manera.
Así que hoy la invitación es a que ustedes inviten a esas personas con las que les gustaría compartir el tejido y crear comunidad pero que no pueden hacerlo porque aún no saben tejer.
Nos vemos el miércoles!
Un abrazo enorme,
Jandi

Comentarios: